sábado, 31 de diciembre de 2016

TDAH y “déficit en la inhibición conductual”.

El Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) segun el modelo de las funciones ejecutivas de Russell Barkley (1997) cambia totalmente el enfoque del TDAH y se desvía de los 3 síntomas clásicos (inatención, hiperactividad e impulsividad) para identificar en un mal funcionamiento de la corteza prefrontal la causa de lo que el autor denomina “déficit en la inhibición conductual”.

¿QUÉ ES LA INHIBICIÓN CONDUCTUAL?
La inhibición conductual es definida por Barkley como la capacidad del niño para frenar las respuestas motoras y emocionales que se producen inmediatamente después de la presentación de un estímulo para sustituirlas por otras más adecuadas. En definitiva, el niño debe inhibir por un lado la ejecución de la respuesta impulsiva y evitar por otro los estímulos internos o externos que puedan interferir en dicho proceso (Orjales, 2000). En el espacio de tiempo que existe entre la inhibición de la primera respuesta y la segunda, se ponen en marcha las funciones ejecutivas, que ayudan al individuo a resistir distracciones, fijarse nuevas metas y hacer todo lo necesario por alcanzarlas. Las 4 funciones ejecutivas que Barkley considera alteradas en el TDAH son:


  1.  La memoria de trabajo
  2. El habla autodirigida
  3. ELl control de la motivación
  4. Las emociones y el estado de alerta y el proceso de reconstitución.

1. MEMORIA DE TRABAJO

La memoria de trabajo es la que retiene la información para su utilización una vez que el estímulo ya no está presente. La falta de inhibición provoca que no puedan proteger esta información de la distracción, por tanto ésta es mucho más volátil. En consecuencia, el niño con TDAH es menos capaz de aprender por imitación o de utilizar información almacenada en el pasado para resolver problemas presentes. Además, todo aquello relacionado con el tiempo como la organización, la percepción del paso del tiempo, etc. también queda alterado.
Estos problemas se ven reflejados en problemas a la hora de manejar los tiempos de trabajo en la escuela o en casa, en la incapacidad de repetir algo recién aprendido o repetido por la profesora y dificultades en el área de las matemáticas por olvidar el signo, las llevadas o los datos del problema

2. HABLA AUTODIRIGIDA

Las autoverbalizaciones son consideradas una herramienta muy potente para regular el comportamiento de los niños desde que se comprobó la eficacia del Entrenamiento en Autoinstrucciones de Meichenbaum (Meichenbaum y Goodman, 1971). Esta conversación interna permite a los niños guiar su conducta en base a reglas y perseverar de cara a conseguir metas.
El déficit que poseen los niños con TDAH en esta área no se basa en la inexistencia de este habla autodirigida, más bien el problema es que sus verbalizaciones son de carácter emocional (“qué rollo”, “qué cansado estoy”, “soy incapaz de hacer esto”) en vez de estar dirigidas a la acción (“ahora debo hacer esto”, “debo llevar cuidado para no equivocarme”, “ahora voy a repasar para comprobar que todo está correcto”), además de que suelen ser verbalizaciones externas o en voz alta en vez de encubiertas o en voz baja. Esto provoca que realicen las tareas de una manera impulsiva y poco planificada, que no se autoevalúen durante la ejecución, que no realicen repasos para encontrar errores o que no sepan auto-reforzarse tras un trabajo bien hecho.

3. CONTROL DE LA MOTIVACIÓN, LAS EMOCIONES Y EL ESTADO DE ALERTA

Identificar y regular las reacciones emocionales facilita la obtención de metas, ya que se podrían bloquear las emociones negativas para el desempeño de la tarea (ira, frustración, aburrimiento) y potenciar las positivas (optimismo, energía, percepción de capacidad). La incapacidad que tienen los pacientes con TDAH para generar emociones que motiven la acción provoca que dependan en gran medida de reforzadores extrínsecos e inmediatos que les ayuden a perseverar en su objetivo.
Un déficit de esta función provoca explosiones emocionales en el niño, además de una baja tolerancia a la frustración al no saber manejar las emociones negativas. La consecuencia de todo esto pueden ser problemas de conducta asociados a la no aceptación de un “no” o la poca capacidad de perseverar en tareas relacionadas con objetivos a largo plazo (por ejemplo: estudiar para un examen dentro de un mes o comenzar un trabajo que se entrega en dos semanas).

4. PROCESO DE RECONSTITUCIÓN

Los pacientes con TDAH tienen muchos problemas a la hora de analizar y dividir las conductas observadas en partes pequeñas para poder recombinarlas y diseñar acciones o soluciones nuevas. Esto hace que no sean capaces de generalizar una estrategia aprendida para otros contextos similares.  Esto tiene impacto en el día a día del paciente a la hora de encontrarse con situaciones nuevas en las que tiene que aportar nuevas soluciones, ya sean situaciones sociales, académicas o familiares. En el ámbito académico, por ejemplo, será complicado que el niño aplique conocimientos teóricos instalados en su mente a un ambiente práctico (puede saberse las reglas de ortografía de memoria, pero seguir escribiendo mal).
Por ello el enfoque del tratamiento ha de ser  multidisciplinar , como se recomienda en  las guías clínicas de TDAH, ello implica la  combinación de estos tratamientos

  1. Medico y/o farmacológico
  2. psicológico y psicopedagógico es la herramienta más potente para controlsr los síntomas del TDAH, que consiste en la informacion del trstorno y como les repercute, apredizaje de recusrsos para minimizar la clinica por su falta de atencion control y gestion del tiempo con el suso de agendas larmas etc. Aprendizaje del contrl de impulsos y manejo de la frustracion. valoracion de la autoestima etc
  3. Junto a todo esto, es necesario una intevencion familiar,padres o conyuges en el caso del adulto donse ademas de la informacion del que es el TDAH se le enseñe a  manejar problemas de conducta en el hogar , comprenderles y como poder ayudarles.

Implicaciones forenses en adultos con trastorno por déficit de atención con hiperactividad

Implicaciones forenses en adultos con trastorno por déficit de atención con hiperactividad
 Forensic implications in adults with attention deficit hyperactivity disorder

Cristina Andreu a, , Julia Letosa b, María López c, Victoria Mínguez a a Instituto de Medicina Legal de Aragón Departamento de Educación del Gobierno de Aragón c Unidad de Salud Mental de Calatayud, Servicio Aragonés de Salud, Calatayud, Zaragoza, España

Palabras Clave Trastorno por déficit de atención con hiperactividad.

TDAH. Psicología forense. Comorbilidad. Población penitenciaria. Trastornos de la personalidad. Keywords Attention deficit hyperactivity disorder. ADHD. Forensic psychology. Comorbidity. Prison population. Personality disorders.

 Resumen En el ámbito forense abundan los diagnósticos de trastorno antisocial de la personalidad, trastorno límite de la personalidad y abuso de sustancias psicoactivas, que comparten algunos síntomas con el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) y frecuente comorbilidad. Las disfunciones ejecutivas, atencionales y, especialmente, las dificultades en el control de la impulsividad y de la autorregulación emocional, presentes en el TDAH, también son comunes en población forense. En este trabajo se revisan aspectos de estos síntomas susceptibles de producir problemas legales al sujeto. Por último, se plantean algunas cuestiones sobre la evaluación forense y sus futuros efectos sobre la valoración de la imputabilidad en personas con disfunciones neurofisiológicas y neuropsicológicas en los circuitos que regulan la atención y la impulsividad.

Abstract In the forensic field, there are numerous diagnoses of antisocial personality disorder, borderline personality disorder and substance abuse, as we shall see, that share some symptoms with the attention deficit hyperactivity disorder (ADHD) and frequent comorbidity. Executive dysfunction, especially attentional difficulties in impulse control and emotional self-regulation in ADHD, are also common in forensic population. In this paper, aspects of these symptoms likely to cause legal problems the subject are reviewed. Finally, some questions arise about the forensic evaluation and its future effects on the assessment of responsibility in people with neurophysiological and neuropsychological dysfunction in circuits that regulate attention and impulsivity.

El cerebro de los pacientes con tdah funciona mas lento y Pensar antes de actuar

Según Dr José Ramón Gamo, especialista en neuropsicología infantil del Centro de Atención a la Diversidad Educativa-Centro CADE-Madrid, el cerebro de un adolescente o niño con trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) funciona más lento que el de uno que no padece este trastorno y, de hecho, en más del 70 por ciento de los casos  el indicador de velocidad de procesamiento en la prueba de competencia intelectual está muy por debajo de los niveles normales. este mismo autor refiere que la prueba de competencia intelectual da dos indicadores del cerebro cognitivo: hemisferio izquierdo (lingüístico) y hemisferio derecho, de ámbito científico (intuición, creatividad y viso-espacial). Acto seguido realiza otras dos medidas que son memoria de trabajo (función ejecutiva) y la velocidad de procesamiento, que es lo que mide la impulsividad.
“Un niño con TDAH a nivel cognitivo presenta un capacidad normal, más o menos buena como cualquier otro niño pero a nivel ejecutivo los resultados son significativamente peores respecto de los resultados obtenidos en sus pruebas verbales o manipulativas”, así de este modo, la corteza prefrontal del cerebro, donde se pone en marcha el cerebro consciente, donde se toma conciencia de las acciones y se miden las consecuencias, se activa con lentitud.
Esto explica que el niño ni atienda ni obedezca ni cumpla los castigos, porque no es capaz de procesar a tiempo esa información como debería. “No activa a tiempo al director de orquesta y no es capaz de dialogar con uno mismo, frenarse, establecer metas, autoevaluarse o concentrarse cuando una situación lo requiere”,
En general, se dice que los niños y adolescentes con TDAH son impulsivos y en realidad lo suelen ser, pero no porque vayan acelerados en su cabeza, sino por la lentitud a la que activan su córtex prefrontal, lo que les dificulta tomar conciencia de las consecuencias a tiempo y, por lo tanto, no les facilita poder refrenar su conducta.  “Es decir, pensar antes de actuar. Porque el problema reside precisamente en esta situación, en la función ejecutiva. La corteza prefrontal del cerebro de un chaval con TDAH no se activa en los milisegundos necesarios cuando se le da una orden y no puede pensar en las consecuencias”,

Entre el 30 y 40 por ciento de los adultos con trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) son consumidores de alcohol u otras drogas

MADRID,. (EUROPA PRESS) –
Entre el 30 y 40 por ciento de los adultos con trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) son consumidores de alcohol u otras drogas, siendo la cocaína la sustancia de mayor abuso, según han señalado desde la Clínica IVANE, situada en el Hospital Nisa Aguas Vivas (Valencia).
“Cuando se estudian las distintas condiciones que pueden resultar un factor de riesgo para el consumo de sustancias, uno de los elementos destacados son las distintas dimensiones de los rasgos de personalidad. En este sentido, es fundamental investigar si el paciente en cuestión ha padecido TDAH en la infancia”, ha asegurado el psicólogo de la clínica, Fermín Ferrero.
Esta situación da lugar a dudas en torno a la aparente contradicción ya que el TDAH se caracteriza por un elevado nerviosismo, inquietud y falta de concentración y la cocaína es una droga estimulante no caracterizada por ser calmante.
LA COCAÍNA RELAJA EL CEREBRO
Esto es así porque el consumo de cocaína tiene como efecto disminuir el foco de atención en unas pocas cosas manejables para la persona. El TDAH, por su parte, hace que se capte demasiada información hasta tal punto que nuestro cerebro es incapaz de procesar todo lo captado y, por ello, reacciona con nerviosismo.
Como el consumo de cocaína cierra el foco de atención a unas pocas cosas, el cerebro se relaja y es capaz de enfocar mejor a una o pocas actividades o estímulos, pudiendo concentrarse en sólo una o dos cosas.
Esto es congruente con la medicación contrastada que usualmente se receta a los niños con este mismo trastorno, los psicoestimulantes, y que como su propia palabra indica provoca una acción de enfoque a nivel psicológico en los pacientes que sufren TDAH, según los expertos.
NO SOBREMEDICARSE
Como prevención de esta situación, el experto explica que cada vez hay una mayor población infantil sobrediagnosticada y sobremedicada por este trastorno.
Por ello, “debemos abogar por una máxima racionalización tanto de los diagnósticos fiables y multidisciplinares por profesionales expertos, así como plantear alternativas terapéuticas efectivas, biológicas, psicológicas y educacionales”.
La finalidad es “dotar desde la infancia el máximo bienestar posible a estos niños y evitar una vulnerabilidad adquirida para que se desarrollen dificultades psicológicas o trastorno mentales en la adolescencia y, consecuentemente, disminuir la actual prevalencia de consumo de drogas y adicciones en personas adulta que padecen TDAH”, ha concluido.

martes, 29 de noviembre de 2016

Rasgos de personalidad en TDAH adultos

Rasgos de personalidad en adultos con trastorno por déficit de atención con hiperactividad y sus familiares de primer grado no afectados

El trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) muestra claras, aunque heterogéneas disfunciones cognitivas. Sin embargo, los rasgos de personalidad no se conocen bien en adultos con TDAH, y no está claro si son factores predisponentes o facetas fenotípicas de la condición. El objetivo de este estudio es evaluar si los rasgos de personalidad de impulsividad, búsqueda de sensaciones y la sensibilidad al castigo y recompensa son factores predisponentes para el TDAH o aspectos del fenotipo clínico.
Veinte adultos con TDAH, 20 familiares de primer grado no afectados y 20 controles completaron las escalas de calificación que evalúan los rasgos de impulsividad, la búsqueda de sensaciones y la sensibilidad al castigo / recompensa.
En comparación con los familiares y los controles, los individuos con TDAH mostraron un aumento de los rasgos de personalidad impulsivos, eran más susceptibles al aburrimiento y presentaron hipersensibilidad a la recompensa pero sensibilidad normal al castigo.
Los altos rasgos de impulsividad, la sensiblidad intensificada a la recompensa y el aburrimiento se asociaron con el fenotipo del TDAH, en lugar de ser factores predisponentes, ya que estos rasgos no eran compartidos entre probandos con TDAH y sus familiares.
Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: http://bjpo.rcpsych.org/

Entrenamiento cognitivo computarizado en TDAH adultos

La eficacia del entrenamiento cognitivo computarizado en adultos con TDAH: un ensayo controlado aleatorio

Es un ensayo controlado aleatorio que examina la eficiencia del entrenamiento cognitivo computarizado (CCT) para adultos con TDAH, comparando dos condiciones de entrenamiento con niveles graduados de demandas cognitivas ejecutivas. Los adultos con TDAH (n = 60) fueron asignados al azar a los grupos de estudio (n = 34) y de control (n = 26). El entrenamiento fue realizado con el programa computarizado AttenFocus. El grupo de control recibió una versión simple, no jerárquica, con menos demandas ejecutivas.
Se encontraron cambios significativos positivos en la clasificación de los síntomas, medidas ecológicas de las funciones ejecutivas y desempeño ocupacional en ambos grupos. No se encontraron cambios significativos en las variables de la batería de rendimiento neurocognitivo y calidad de vida. No se encontró ningún tiempo significativo por los efectos de la interacción grupal.
No se encontraron beneficios de la intervención con respecto al control. La falta de efectos de interacción puede deberse a una potencia insuficiente, entrenamiento cognitivo no específico o efectos placebo. Los resultados demuestran algunos hallazgos positivos para el CCT general, pero no apoyan la inclusión de entrenamiento ejecutivo específico de alto nivel.
Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: http://jad.sagepub.com/
Abstract
OBJECTIVE: This is a randomized control trial examining the efficiency of computerized cognitive training (CCT) for adults with ADHD, comparing two training conditions with graded levels of executive cognitive demands.
METHOD: Adults with ADHD (n = 60) were randomized into study (n = 34) and control (n = 26) groups. Training was conducted with the computerized AttenFocus program. Control group received a simple, non-hierarchical version with less executive demands.
RESULTS: Significant positive changes in symptoms ratings, ecological measures of executive functions, and occupational performance were found in both groups. No significant changes were found in variables of neurocognitive performance battery and quality of life. No significant time by group interaction effects were found.
CONCLUSION: No benefits of the intervention were found relative to the control. Lack of interaction effects may be due to insufficient power, non-specific cognitive training or placebo effects. Results demonstrate some positive findings for general CCT, yet do not support the inclusion of specific higher level executive training.

domingo, 27 de noviembre de 2016

Somnolencia diurna en adultos con tda


Somnolencia diurna en adultos con TDAH: un ensayo piloto con una prueba de latencia de sueño múltiple

El objetivo de este estudio es evaluar la latencia del sueño (SL) durante la prueba de latencia de sueño múltiple (MSLT) y la somnolencia subjetiva diurna en adultos con TDAH y controles. La somnolencia diurna subjetiva se evaluó mediante la Escala de Somnolencia de Epworth (ESS) en 27 adultos no medicados con TDAH y en 182 controles. Trece pacientes con TDAH y 26 controles se sometieron a MSLT después de una noche de polisomnografía (PSG).
La media de MSLT-SL fue de 10,6 ± 4,8 min en el TDAH y de 12,2 ± 4,2 min en los controles (n.s.). La puntuación media ESS fue 9,3 ± 4,9 puntos en el TDAH y 6,9 ± 3,4 puntos en los controles (p <0 con="" correlacionaron="" de="" ess="" inversamente="" las="" los="" mslt-sl="" no="" ntomas="" o="" p="" pero="" por="" puntuaciones="" r="-45," s="" span="" subtipo="" tdah.="" tdah="" tendencia="" y="">
Los adultos con TDAH no difieren de los controles en la media MSLT-SL, pero experimentan una mayor somnolencia subjetiva durante el día. Los pacientes con cansancio subjetivo más alto durante el día se durmieron más rápido durante MSLT.
Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: http://jad.sagepub.com/
Abstract
OBJECTIVE: To evaluate sleep latency (SL) during the multiple sleep latency test (MSLT) and subjective daytime sleepiness in adultADHD and controls.
METHOD: Subjective daytime sleepiness was assessed by Epworth Sleepiness Scale (ESS) in 27 unmedicated adults with ADHD and in 182 controls. Thirteen ADHD patients and 26 controls underwent MSLT after one night of polysomnography (PSG).
RESULTS: Mean MSLT-SL was 10.6 ± 4.8 min in ADHD and 12.2 ± 4.2 min in controls (n.s.). Mean ESS score was 9.3 ± 4.9 points in ADHD and 6.9 ± 3.4 points in controls (p < .005). MSLT-SL and ESS scores correlated inversely by trend (r = -.45, p < .1) but not with ADHD symptoms or ADHD subtype.
CONCLUSION: Adults with ADHD do not differ from controls in mean MSLT-SL but experience increased subjective daytime sleepiness. Patients with subjective higher daytime tiredness fell asleep faster during MSLT.

El 25% de los infractores de trafico tienen TDAH


Según un estudio a conductores de Cataluña El TDAH predispone a la infracción de tráfico, según sugieren los datos de un informe, uno de cada cuatro infractores graves de tráfico que recupera el carné de conducir en Cataluña padece un trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) y la mitad ha sufrido alguna dependencia al alcohol, según ha concluido un estudio realizado dentro del Programa de Psicopatología y Seguridad Vial del Servicio de Psiquiatría del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona.

El coordinador del programa, el doctor en Psicología Sergi Valero, ha declarado que “en los cursos de reeducación, uno de cada cuatro alumnos padece TDAH mientras que, en la población en general, el porcentaje se revela cinco veces menor; por lo tanto, es un dato muy significativo: hay una alta concentración de personas con TDAH en estos cursos”.

Si se analiza solamente a las personas que repiten en este curso para recuperar el carné, la presencia de TDAH es del 40 por ciento, por lo que se demuestra “una relación directa entre la gravedad de la conducta de reincidencia en los delitos de tráfico y la mayor concentración de este trastorno”.

Valero ha hechos públicos los resultados del estudio durante su intervención en el VII Congreso internacional de políticas europeas de tráfico celebrado esta semana en Barcelona, un análisis que se ha centrado en 400 conductores que estaban realizando cursos para recuperar el carné de conducir en Cataluña.

Este especialista ha asegurado que a la mitad de las personas detectadas en el estudio nunca antes habían sido diagnosticadas por trastornos, por lo que considera que la variable psicopatología no se ha explorado suficiente como causante de accidentes de tráfico pese a que, según se demuestra, “la presencia de psicopatologías es un potente factor de riesgo de mala conducción”.

El experto ha explicado que siete de cada diez conductores en estos cursos han sufrido en algún momento un trastorno psiquiátrico, y un 48 por ciento de ellos tienen o han tenido a lo largo de su vida algún problema de dependencia al alcohol.

Para Valero, estas son cifras muy elevadas, más si se tiene en cuenta que estas personas tienen cuatro veces más problemas de alcohol que el conjunto de la población, dos veces más trastornos depresivos, tres veces más esquizofrenia y cinco veces más TDAH.

Las personas que asisten a estos cursos tienen de media 37 años, un 87 por ciento son hombres, un 69 por ciento están casados, y tres cuartas partes trabajan; el 69 por ciento ha sufrido algún accidente y uno de cada cinco ya había perdido anteriormente el permiso de conducir.

Además, el 17 por ciento de estas personas han sido arrestadas en algún momento de su vida por un delito contra la seguridad vial, un 18% ha tenido algún problema legal no vinculado a la conducción, y un 4 por ciento estado alguna vez en prisión.

Objetivos del programa

Los objetivos del programa realizado por investigadores del Vall d'Hebron consisten en describir las disfunciones psicopatológicas en personas que tienen conducción de riesgo y determinar qué disfunciones pueden avisar de que estas personas tendrán conductas de riesgo y de reincidencia.

El programa ha analizado a casi 1.000 personas desde 2012 entre personas que realizan cursos para recuperar el carné, los que tienen medidas penales alternativas y los que han ingresado en prisión, aunque las conclusiones de este estudio concreto se centran en 400 que estaban en cursos de recuperación de carné.


La información se ha recabado a través de entrevistas voluntarias realizadas a estos conductores en el segundo fin de semana del curso, a quienes se les hace una entrevista diagnóstica y una anamnesis clínica.

sábado, 19 de noviembre de 2016

Uso de Atomoxetina en pacientes con TDAH y trastornos de la alimenatción

Atomoxetina no está aprobada para el tratamiento de trastornos alimenticios. Existe información limitada en esta población de pacientes.
Atomoxetina no ha sido estudiada en pacientes con anorexia o bulimia, por lo tanto, no existe información disponible en esta población.
Un estudio aleatorio, doble ciego, de grupos paralelos, con duración de 10 semanas, se llevó a cabo en pacientes con trastorno por atracón; sin embargo, estos pacientes no fueron diagnosticados con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).
El análisis longitudinal primario demostró que los pacientes que recibieron atomoxetina experimentaron una reducción significativamente mayor en el número de atracones por semana (estimación placebo sustraído: -0.41; p=0.018) y días de atracones por semana (estimación placebo sustraído: -0.45; p=0.003), en comparación con aquellos que recibieron placebo.
Los eventos adversos fueron reportados con una frecuencia numéricamente mayor en los pacientes que recibieron atomoxetina en comparación con aquellos que recibieron placebo; sólo el EA boca seca fue estadísticamente significativo (atomoxetina: 55%, placebo: 20%; p=0.048)
La información de seguridad relacionada con los eventos adversos emergentes con el tratamiento (ej. anorexia, supresión del apetito y cambios en el crecimiento), reportados por los pacientes tratados con atomoexetina, se resume en la Tabla 1 para su consideración clínica.

Tabla 1. Análisis de los Eventos Adversos Emergentes con el Tratamiento relacionados con Anorexia, Supresión del Apetito y Crecimiento en el Análisis de Seguridad por Grupo de Población con TDAH Controlado con Placebo (Data on file).

Análisis por Grupo de Pediátricos con TDAH Controlado con Placebo
Término Preferido

Atomoxetina
(N=2397)
n (%)
Placebo
(N=1423)
(%)
Valor de pa
Disminución del apetito
494 (20.6)
80 (5.6)
<0 .001="" font="">
Pérdida de peso
74 (3.1)
6 (0.4)
<0 .001="" font="">
Trastorno del apetito
3 (0.1)
0 (0.0)
0.299
Bulimia nervosa
1 (0.0)
0 (0.0)
1.00
Trastorno de la alimentación
1 (0.0)
0 (0.0)
1.00
Análisis por Grupo de Adultos con TDAH Controlado con Placebo
Término Preferido

Atomoxetina
(N=1697)
n (%)
Placebo
(N=1560)
n (%)
Valor de pa
Disminución del apetito
274 (16.1)
48 (3.1)
<0 .001="" font="">
Pérdida de peso
40 (2.4)
12 (0.8)
<0 .001="" font="">
Trastorno del apetito
1 (0.1)
0 (0.0)
1.00
Abreviaturas: TDAH = trastorno por déficit de atención e hiperactividad; n =número de pacientes enrolados que recibieron al menos 1 dosis del fármaco estudiado; n (%) = número /porcentaje de pacientes en cada categoría.
a Los valores P se obtuvieron de la prueba exacta de Fisher´s.

Los pacientes pediátricos tratados con atomoxetina en los estudios clínicos de TDAH tuvieron una disminución promedio en la ganancia de peso y talla. Posteriormente, en un período a largo plazo, los pacientes recuperaron el peso y la talla promedio estimados para cada grupo en la basal (Data on file).

Referencias:
Data on file. Eli Lilly and Company and/or one of its subsidiaries.

McElroy SL, Guerdjikova A, Kotwal R, et al. Atomoxetine in the treatment of binge-eating disorder: a randomized placebo-controlled trial. J Clin Psychiatry. 2007;68(3):390-398.

viernes, 18 de noviembre de 2016

Elvanse tratamiento para el tdah usado para el trastorno por atracones

 Un medicamento utilizado para tratar el déficit de atención / hiperactividad (TDAH) también puede ayudar a tratar el trastorno por atracones, la investigación preliminar sugiere.
A dosis más altas probadas, el medicamento recetado Elvanse  redujo el consumo excesivo de alimentos que caracteriza el trastorno por atracones, dijeron los investigadores.
una pera y mi dibujo
Vyvanse o Elvanse como se he comercializado en España (dimesilato lisdexanfetamina) es el único aprobado en Estados Unidos para tratar el TDAH, y ningún medicamento ha sido aprobado para frenar el trastorno por atracones.
Atracones - sólo recientemente reconocido por la comunidad psiquiátrica como un trastorno diferente - se caracteriza por episodios recurrentes de consumo excesivo de alimentos acompañado de una sensación de pérdida de control y la angustia psicológica, anotaron los autores del estudio. También se asocia con la obesidad.
"En este momento los medicamentos más comúnmente utilizados son medicamentos para la epilepsia", dijo el coautor del estudio, el Dr. James Mitchell, presidente del Instituto de Investigación de Neuropsiquiatría en Fargo, Dakota del Norte "y lo hacen ayudar a los pacientes a comer bien y reducir el peso", añadido.
"Sin embargo, sus perfiles de efectos secundarios no son grandes, con su impacto en el deterioro cognitivo [mentales], en particular, lo que hace difícil para muchos pacientes a tolerar", dijo Mitchell.
Lo Mitchell encontró más impresionante en el nuevo estudio sobre Vyvanse fue la eficacia del medicamento y que estaba "muy bien tolerado."
El estudio de 14 semanas, se informó en el 14 de enero la edición en línea de Archives of General Psychiatry, fue financiado por el Desarrollo Comarca, LLC, el fabricante de Vyvanse.
Los investigadores dieron seguimiento a los resultados entre aproximadamente 260 pacientes con moderada a trastorno por atracones severa entre 2011 y 2012.
Todos los participantes tenían entre 18 y 55 años de edad, y ninguno tenía un diagnóstico de los trastornos psiquiátricos adicionales, como el TDAH, la anorexia o la bulimia.
Los voluntarios se dividieron en cuatro grupos durante 11 semanas. El primer grupo recibió 30 miligramos (mg) de Vyvanse diario, mientras que la segunda y la tercera grupos empezaron con 30 mg al día, aumentando a 50 mg o 70 mg (respectivamente) dentro de tres semanas. Un cuarto grupo tomó una píldora de placebo inactivo.
Vyvanse no pareció ayudar a reducir los atracones en la dosis más baja. Pero las personas que toman las dosis más altas experimentaron una mayor caída en el número de días que Binged cada semana en comparación con el grupo placebo, encontraron los investigadores.
También, mientras que sólo alrededor de un quinto de los tratados con un placebo eran capaces de permanecer-binge libre para un mes, la cifra fue de más de 42 por ciento y 50 por ciento entre los grupos de fármacos de 50 y 70 mg, respectivamente.
Los autores del estudio señalaron que la investigación sigue en curso, y sus resultados se agotan.
Sin embargo, Suzanne Mazzeo, un profesor de psicología en la Universidad Virginia Commonwealth en Richmond, Va., Dijo que los medicamentos pueden no ser el mejor enfoque para el tratamiento del trastorno por atracones.
"A mi juicio, la psicoterapia, como la terapia cognitivo-conductual, es preferible, ya que tiene como objetivo ayudar a los pacientes a desarrollar las habilidades fundamentales que necesitan para manejar mejor todos los factores desencadenantes de nuestro entorno que de otra manera les tire en un ciclo de comer en exceso," ella dijo.
"Francamente, no creo que ningún medicamento se utiliza como tratamiento de primera línea para el [trastorno por atracones] porque los medicamentos siempre tienen efectos secundarios, a veces graves", explicó Mazzeo.
Trastornos de la alimentación especialista Dr. Douglas Klamp dijo que un buen medicamento para el trastorno por atracones sería bienvenida. "Pero todavía no usaría lisdexanfetamina [Vyvanse]", dijo Klamp, internista en Scranton, Pa.
Por un lado, Vyvanse es un "altamente adictivo" II anfetamina horario que generalmente se ha asociado con un mayor riesgo de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular, dijo Klamp.
"Se hizo reducir los atracones después de dos meses a un grado significativo, y el receptor promedio perdió cerca de 10 libras", señaló. "Por otro lado, el 85 por ciento de los receptores de la droga tenía algún tipo de reacción adversa", incluyendo insomnio, sensación, la presión arterial elevada, nerviosismo y palpitaciones.
Klamp señaló que uno de los voluntarios murió de una sobredosis de anfetaminas, que los autores del estudio no atribuyeron al fármaco del estudio debido a que el paciente estaba tomando otra anfetamina también.
"El fármaco de estudio muy probablemente jugó algún papel en esta muerte", dijo.
Klamp dijo que no usaría Vyvanse para el trastorno por atracones, "a menos imparciales investigadores hicieron un estudio de duración mínima de seis meses mostrando eficacia continua, una baja tasa de adicción, y muy pocas reacciones que amenazan la vida."

Estudio. De frecuencia de tdah en mujeres obesas

Resumen
Pocos estudios han demostrado una posible asociación entre el TDAH y la obesidad en adultos. El objetivo de este estudio fue investigar la prevalencia del TDAH en una muestra de mujeres obesas que buscan tratamiento, y sus relaciones con los atracones y las conductas bulímicas.
Se realizó un estudio transversal en una muestra clínica de ciento cincuenta y cinco mujeres, con una edad media de 38,9 (+10,7) años y un índice de masa corporal (IMC) de 39,2 (+5,29). Los participantes fueron evaluados con entrevistas semiestructuradas y completaron escalas de auto-informe de valoración psiquiátrica.
La tasa de TDAH en la muestra fue del 28,3%. La presencia de TDAH se correlacionó significativamente con el más severo trastorno por atracón, conductas bulímicas, y sintomatología depresiva.
Al igual que en estudios anteriores, se observó una tasa superior a la esperada de TDAH entre las mujeres obesas. El TDAH en los individuos obesos puede ser un factor de riesgo para la mayor gravedad de los patrones alimenticios alterados.
Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: http://jad.sagepub.com/
Abstract
Objective: Few studies have demonstrated a possible association between ADHD and obesity in adults. The aim of this study was to investigate the prevalence of ADHD in a sample of obese women seeking treatment, and its relations with binge eating and bulimic behaviors.
Method: We performed a cross-sectional study in a clinical sample of one hundred fifty-five women, with a mean age of 38.9 (+10.7) years and a mean body mass index (BMI) of 39.2 (+5.29). Participants were evaluated with semistructured interviews and completed self-report psychiatric rating scales.
Results: The rate of ADHD in the sample was of 28.3%. The presence of ADHD was significantly correlated with more severe binge eating, bulimic behaviors, and depressive symptomatology.
Conclusion: Similar to previous studies, a higher than expected rate of ADHD was observed among obese women. ADHD in obese individuals may be a risk factor for greater severity of disordered eating patterns.

domingo, 6 de noviembre de 2016

TDAH TIENEN MAS RIESGO DE COMPORTAMIENTOS ADICTIVOS A LAS NUEVAS TECNOLOGIAS

Los adolescentes tienen mayor riesgo de implicarse en conductas adictivas con las nuevas tecnologías, en especial los que tienen trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH), según han puesto de manifiesto los especialistas reunidos en el XIX Congreso Nacional de Psiquiatría, organizado por laSociedad Española de Psiquiatría (SEP), la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica (SEPB) y laFundación Española de Psiquiatría y Salud Mental (Fespm).

La dificultad de adaptación interpersonal, de rendimiento académico y laboral, y de autoestima es un campo propicio para la búsqueda de distracciones con las nuevas tecnologías. “Hablamos de adicciones a videojuegos, juego on-line, consumo de determinados contenidos de la red, chatear, etc.”, explicaEnriqueta Ochoa, psiquiatra del Hospital Ramón y Cajal y del Programa de Adolescentes y Familias de Proyecto Hombre Madrid.

“Las características son las propias de una adicción, como pérdida de control respecto a la conducta y consecuencias negativas en diversos aspectos de la vida, ya que abandonan sus amigos físicos, solo se relacionan vía on-line, modifican sus actividades de ocio y con la familia, debido al tiempo que pasan en la red, aislándose”.

Actualmente los psiquiatras abordan estas conductas con los instrumentos de terapia cognitivo-conductual como otras adicciones, adaptándolas a la realidad de los pacientes. “Solo si hay importante sintomatología afectiva o ansiosa utilizamos tratamiento específico para ello”, matiza Ochoa.